Este Ingrediente “Secreto” Hace Que La Gente Almacene Grasa

Probablemente no tengas idea de que lo estás comiendo…

Pero se encuentra en casi todos los alimentos en el menú…

Agregándole cientos de calorías y docenas de carbohidratos escondidos a tu dieta.

Este ingrediente desordena el azúcar en tu sangre, hace que tengas un aumento en los niveles de insulina, y hace que tu cuerpo almacene toda la grasa.

El ingrediente secreto del que estoy hablando, es el maíz.

Y aunque jamás hayas comido una mazorca o hayas probado el aceite de maíz, igual lo estás consumiendo mucho durante el día.

Porque el maíz se encuentra en casi todo lo que comemos.

En algunos alimentos, se utiliza como un relleno, una manera “barata” de extender la vida del alimento en los anaqueles del supermercado.

En otros alimentos, se convierte en un edulcorante conocido como jarabe de maíz de alto contenido de fructosa- un carbohidrato simple que eleva la insulina (similar al azúcar de mesa) que evita que tu cuerpo queme grasa para utilizarla como energía.

Si comes alimentos que vengan en una caja o bolsa…

Como cereal, aderezos para ensaladas, jugos de frutas, salsa de tomate kétchup, mermeladas, salsas, alimentos congelados, refrescos y helados…

Entonces todo lo que tienes que hacer es leer la etiqueta de esos alimentos para encontrar este ingrediente que te hace engordar.

Pero aunque evites las comidas chatarras…

Aunque tengas una dieta llena de alimentos integrales…

Esto no quiere decir que estés a salvo de consumir maíz.

Porque ahora lo puedes encontrar hasta en la carne.

La mayoría del ganado se cría con una dieta a base de granos. El ingrediente más común para alimentarlos es el maíz. Así que ahora lo comemos aun más, cada vez que ponemos una carne a la parrilla o un pollo al horno.

A pesar de que el maíz es más barato para los granjeros, este reduce la calidad de la carne.

Las vacas nacieron para comer pasto. Cuando les dan granos, estas desarrollan problemas para mantenerse saludables y son tratadas con antibióticos dañinos que se nos traspasa a nosotros al comer su carne.

La carne de vaca alimentada con granos tiene un bajo contenido de grasas omega-3, la grasa saludable que necesitamos para tener un corazón sano y una buena salud mental.

No es difícil ver los problemas que esto crea…

Es fácil entender como la presencia del maíz en nuestra dieta dificulta la pérdida de peso.

Todo eso es fácil de ver y entender.

Pero la solución para el problema es lo que puede ser un poco más complicado.

Primero que nada, tienes que eliminar los alimentos procesados.

Los refrescos, los jugos de frutas, las tortas, las galletas…

Todo lo que contenga jarabe de maíz de alto contenido de fructosa, lo debes evitar al máximo. Y consumir alimentos frescos como las frutas y vegetales.

Segundo, es mejor consumir carnes de vaca alimentadas con pasto.

Si, son un poco más costosas, pero el impacto que tiene sobre nuestra salud vale más. Además, esos carbohidratos terminan en tu cintura.

Pero si tienes un presupuesto limitado y no puedes comprar carne de vaca alimentada con pasto…

Si te encuentras apurado y lo único que puedes comer es una comida “procesada”…

Puedes protegerte de que el maíz se filtre en tu sistema…

Y la manera de hacerlo es…

Convirtiendo tu cuerpo en una máquina destructora de grasa…

Si puedes impulsar la habilidad que tiene tu cuerpo de quemar grasa, entonces esas calorías extras provenientes del maíz, de vez en cuando, no te harán daño.

Entonces, ¿Cuál es la mejor manera de hacer esto?

No tienes que pasar horas en el gimnasio. Sé que no tienes tiempo para eso. Y honestamente, puedes hacer todas las actividades para “quemar grasa” en tan solo 20 minutos.

Pero existe algo más poderoso que el ejercicio…

Es una manera simple de duplicar tu pérdida de peso sin realizar ningún cambio a tu dieta o rutina de ejercicios.

Esto es muy importante, así que lo voy a repetir.

Cuando realizas este simple cambio, puedes perder hasta el doble de grasa… realizando las mismas actividades que has venido haciendo.

Esta técnica se llama “La Unión Entre La Mente Y El Cuerpo…”

No solo la utilicé para perder 25 kilos de grasa en poco tiempo… *

Pero está científicamente comprobada, por investigadores de la Universidad de Harvard1, que funciona.

He creado un video gratuito que te muestra exactamente cómo funciona.

Y lo más importante, te muestra cómo puedes utilizar “La Unión Entre La Mente Y El Cuerpo” para deshacerte de esos kilos que tienes de más…

Presiona aquí para ver el video….

(Los resultados varían de acuerdo a cada persona)

Cuando lo hagas, descubrirás las estrategias más poderosas que puedes utilizar para finalmente descubrir el cuerpo de tus sueños.

Pero te debo advertir… este video no estará disponible por mucho tiempo.

Si esperas mucho para verlo, corres el riesgo de perder la oportunidad de descubrir estos secretos.

Así que si quieres evitarte años de frustración y comenzar a ver resultados, debes ver el video ahora mismo.

(Los resultados varían de acuerdo a cada persona)

¿Lista para cambiar tu vida?

Haz clic aquí para empezar ahora mismo!

 

1 Alia J. Crum and Ellen J. Langer, Harvard University